Centenario de Scott


El dia 17 celebramos el centenario de la llegada de Scott y su expedicion al Polo Sur. Antes habia estado corriendo un rato muy suave en la cinta y despues fui al ICL (IceCube Laboratory) a quitar nieve de la entrada. Es una paliza, pero una vez que te pones no puedes parar. Ademas, a la vuelta habia un cargamento de fruta y estuvimos ayudando a meter el material, asi que termine haciendo brazo. La llegada de fruta se ha agradecido, llevabamos unos dias sin tener. No quiero pensar como va a ser el invierno en cuanto nos quedemos sin productos frescos.
A las 16h30 fuimos al centro de visitantes con uno de nuestros DOMs (modulos opticos) para explicar el experimento a los turistas que estuvieran interesados, al igual que hicimos en el centenario de Amundsen. Alli estaban tambien los otros proyectos que se llevan a cabo aqui en la base. Un puesto bastante curioso era el del observatorio atmosferico, que te daba muestras de aire tomadas ese mismo dia, muestras del aire mas limpio del planeta. La cosa estuvo bastante concurrida, y conoci a gente de ‘ExtremeWorlRaces’ y ‘Artic Tracks’ que estaban dando apoyo a una carrera sobre esquis que se esta celebrando para alcanzar el Polo. Uno de ellos nos dio una vuelta en uno de sus vehiculos. Son capaces de venir desde Novo (2300km) en unos 5 dias! Una pasada.
A las 18h, la ceremonia. Hubo breves discursos de diferentes personalidades y termino con unas palabras de Henry Worsley, el explorador britanico que dio la charla el otro dia. El ha recorrido las dos rutas y estudiado los diarios de Amundsen y Scott, asi que fue un privilegio contar con su testimonio. Aunque fue una ceremonia mas sencilla que la de los noruegos, fue bastante emotiva. Lo que he podido extraer de estos dias es que las filosofias de ambos exploradores fueron bastante diferentes. El plan de Amundsen era al parecer mas sencillo y el objetivo era unica y exclusivamente llegar primero al Polo. Utilizo perros y los iba sacrificando en lo que quiza ahora nos pareceria una practica un tanto cruel. El plan de Scott era algo mas complejo, involucraba mas gente, no tuvo suerte en el uso de los ponies, con lo que terminaron arrastrando ellos mismos el material, y ademas, tenia un claro interes cientifico. Durante el trayecto fueron recogiendo muestras de las que no se deshicieron aunque contribuyeran a ralentizar fatalmente la marcha. En palabras de Henry Worsley, no esta claro leyendo los diarios de Scott que el se tomara aquello como una carrera aunque es evidente que la decepcion fue monumental al ver que no eran los primeros.
Al dia siguiente, Henry Worsley paso por nuestro puesto de trabajo y nos mostro la medalla original que concedieron a titulo postumo a Oates. Su historia es bien conocida porque viendo que estaba retrasando fatalmente a su equipo, decidio salir de la tienda para no volver y dejar de ser una carga con la esperanza de que al menos ellos se salvaran. Es cuando pronuncio la famosa frase “creo que voy a salir un rato”.
Bueno, estos han sido los actos con los que se ha conmemorado el centenario de la llegada de Scott. A partir de ahora la base ira quedando cada vez mas tranquila hasta que el dia 15 de febrero se vaya el ultimo avion y quedemos ya definitivamente aislados hasta octubre. Esta siendo un verano increible, pero creo que tengo ganas de que llegue tambien la calma.

Leave a Comment

Comment (required)

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Name (required)
Email (required)